Buscar en este blog

domingo, 3 de julio de 2011

Proyecto de un jardín acuático. Construcción de un estanque

ARTE Y JARDINERÍA Diseño de Jardines

Diseño de un estanque acuático en un jardín






Lo primero que se debe realizar para diseñar un estanque es un croquis del terreno que contiene el jardín. Este puede ser un dibujo muy prolijo, pero nunca será exacto, por lo tanto luego se aconseja la realización de un plano. Este constituye un dibujo a escala del terreno, mostrando su forma y tamaño proporcionados. En cualquier obra es importante tener un plano donde se vuelquen todas las ideas, pulidas varias veces, para poder así observar los detalles.

Para insertar un proyecto de estanque dentro de la superficie libre de un parque o de un jardín, habrá que obtener las medidas correspondientes del terreno para poder determinar su ubicación y decidir si el estanque será pequeño o de mayor tamaño. Para ello, se comienza con el relevamiento del lugar.

Paso a paso

1. Relevamiento del lugar

·       Medición del perímetro.

Con la ayuda de una cinta métrica, cuya longitud depende del tamaño del terreno, se realiza la medición del perímetro, tomando un punto de salida y siguiendo el movimiento de las agujas del reloj. Con lápiz y papel cuadriculado se realiza el croquis, otorgándole al terreno la forma en que lo visualizamos.

-         Se comienza por uno de los vértices y se denomina con la letra A a este punto inicial.
-         Luego, la cinta se extiende hasta B, y de B hasta C; después a C y a D.
-         Así, de D se traza hasta A

Método de las ordenadas

Consiste en tomar dos medidas perpendiculares, cada una hacia dos puntos diferentes, que pueden ser dos muros o paredes. En el cruce se ubica el elemento. Los puntos de referencia pueden ser una construcción fija, un alambrado en buen estado, entre otros. En el cruce entre ambas mediciones, se encuentra el elemento que deseamos ubicar en el terreno.

2. Elaboración del plano

·       Elección de la escala adecuada
Una vez realizado el relevamiento, se pasan los datos a un papel borrador con la escala adecuada.

La escala a usar debe ser la más simple, por ejemplo 1:25 ó 1:50, es decir 1 cm. del papel equivale a 50 cm. del terreno (escala 1:50).

La escala 1:25 se utiliza en planos en los que es necesario visualizar perfectamente los detalles (plantas, formas, grupos, obras, escultóricas, adornos, etc.)

Para incluir el estanque en el croquis de un jardín de mediana superficie, la escala a usar es 1:100 (1 cm. sobre la regla representa 100 cm. sobre el terreno). Para pequeños espacios, la escala sería de 1:50. Cuando se trata de un parque de 1 ó 2 ha. (10.000 a 20.000 metros cuadrados), la escala adecuada es 1:200 (1 cm. del papel corresponde a 200 cm. del terreno).

·       Análisis previo
Se deben estudiar las proyecciones de sombra sobre el lugar del futuro estanque, en distintos momentos del día. Se marcan las zonas de sol y sombra, mediante un rayado con lápiz de color o con fibra, en el papel transparente borrador. Sobre el croquis que hemos obtenido anteriormente. Se calca, ubicando el estanque en el lugar elegido. Asimismo, se marca la ubicación del Norte.

 ·       Volcar las ideas
En el croquis borrador o boceto se marcan las ideas con lápices de colores o fibras.

Se marcan las visuales de los alrededores, la arboleda, las parquizaciones, etc.

Se elige la forma del jardín de acuáticas: si va a ser irregular o apaisado; cuadrangular, rectangular o circular; si estará al ras del suelo o sobreelevado, a unos 30 ó 40 cm. según el estilo general del jardín y de la casa.

Se seleccionan las plantas de los alrededores, las del estanque, la de los bordes, etc.

Se determinan los materiales de construcción (piedras, tipos de bombas, tipo de desagüe). Los componentes deben guardar una unidad de criterio con el resto del jardín. Se debe evitar un muestrario de estilos y materiales.

Se arma la composición teniendo en cuenta: profundidad de plantación; plantas flotantes, sumergidas y palustres; alturas, texturas, forma y color de las plantas; se las ubica según sus exigencias.

También se define el entorno o marco de plantación para el estanque.

Se lleva el proyecto al lugar de realización y se procede a reajustar lo proyectado. Sobre el mismo terreno, se realizan observaciones.

Una vez ajustados todos los detalles, el croquis borrador se pasa en limpio, en tinta o en lápiz, y se realiza el plano definitivo.

Materiales para la construcción del estanque

Los estanques pueden estar fabricados con distintos materiales como plásticos, fibra de vidrio y hormigón; o ser naturales, como es el caso de las grandes extensiones de terreno, cuando se construyen lagos artificiales. Los que se realizan con materiales rígidos como PVC aceleran y simplifican las tareas de instalación, pues con sólo realizar una excavación y colocar la estructura, ya están listos. Los materiales blandos, como los mantos de nailon negro, de grosores que van de 200 a 500 micrones, pueden servir para estanques grandes, tipo naturalistas, que se instalan en espacios mayores, pero requieren más trabajo. Asimismo, se utilizan paredes de mampostería, estructuras de hormigón armado – de larga vida y mayor costo – y simples y pequeños contenedores como una vasija o un macetón grande para patios y jardines reducidos.

Mezclas para unir componentes

Se utilizan para fusionar ladrillos, piedras y lajas entre sí; y para formar una estructura de la cascada, los escalones, las caídas, los bordes, etc. A estas mezclas se las denomina “morteros”. Los materiales básicos que se usan son arena, cal y cemento. Para la preparación del hormigón armado en la construcción de las estructuras se emplea canto rodado, leca, balasto, grava, arena gruesa, entre otros elementos.

*El cemento que se utiliza para la construcción de estanques posee calcáreo, que es toxico para las plantas y los peces. Por ello, una vez colocado, se deberá proceder a un tratamiento de lavado, que consiste en llenar el estanque, sin plantas ni peces, con agua, dejarla durante varios días (10 a 15), cambiándola periódicamente, a fin de reducir la cantidad de calcáreo.

Estanque informal o paisajista

Implica un trazado suave, ondulante. El perímetro del estanque presenta curvas, saliencias, etc. Es un estanque de formas irregulares donde se priorizan las plantas y el paisaje, y se trata el lugar como si fuera una laguna natural. Estos estanques requieren para su expresión un espacio considerablemente mayor que el que se necesita para uno de estilo geométrico.

Hay diversas formas de construir un estanque informal o paisajista. Se puede aprovechar la naturaleza del terreno (arcilloso, impermeable, etc.) para utilizar como jardín acuático. También se pueden aplicar formas artificiales de PVC rígido, que se colocan en el terreno, previa excavación.

Estanque formal o geométrico

Se caracteriza  por sus líneas rectas formando figuras geométricas como del cuadrado, el rectángulo o el círculo. Implica idea o sensación de orden, rigidez, disciplina y jerarquía. Son diseños típicos de la jardinería clásica. Es muy apropiado para jardines de poca superficie, patios, edificios públicos, exposiciones, como acompañamiento de obras de arte, esculturas, etc.

Los materiales para estos estanques pueden ser: piedra, loseta, PVC, hormigón, etc.

Estanques con revestimiento de PVC

Paso a paso

  A.    Se deberá colocar la carcasa en el lugar elegido
  B.    Luego, marcar con un elemento flexible (manguera) o también con una cuerda o soga, todo el contorno.
  C.    Se excava el suelo de madera escalonada; lo más profundo a 50 ó 60 cm., luego 40 cm. y finalmente 20 cm. de profundidad. Por último, se realiza el borde.
D.   Se forra el pozo excavado con un manto de plástico flexible de 500 micrones de espesor. Se calcula: la longitud máxima del estanque más 2 veces la profundidad máxima; la anchura máxima del estanque más el doble de la profundidad máxima.
E.    Se apoya el manto plástico sobre la superficie limpia, uniforme y lisa, a la que se le distribuye arena en una capa de 3 a 4 cm. o se coloca un manto de geotextil para obtener un terreno sin promontorios.
F.    Se alisa bien el revestimiento y se colocan pesos encima (por ejemplo, arena).
G.   Se llena con agua.
H.   Se cubren los bordes con tierra arcillosa, canto rodado o piedras graníticas.
I.       Se colocan las plantas en el borde, en el primer escalón (20 cm. de profundidad) y en el interior (macetas, contenedores, etc.) sobre el fondo y a una profundidad de 40 cm. sobre una capa de arena y tierra de 5 a 8 cm. de espesor. En el entorno, se puede crear una composición de cañas de bambú, gramíneas, entre otras plantas.

Estanque de material (albañilería)

Los estanques de material son más costosos, pero duran mucho más; se necesita mano de obra calificada y se prepara la estructura con malla de alambre y hormigón armado.

Paso a paso

A.   Luego de realizar la excavación se coloca la malla tipo CIMA de hierro con agujeros de 15 x 15 mm.
B.   Se prepara el encofrado de madera para formar la estructura de la pieza de agua.
C.   Se carga con el hormigón, que se preparó con arena más cemento, sin cal.
D.  Una vez fraguado, se retira el encofrado y se coloca una carpeta impermeabilizadota.
E.   Se termina el borde con piedras naturales y se llena con agua.

Estanque natural

Paso a paso

  A.   Se excava la tierra unos 80 cm. en un terreno adecuado, de suelo arcilloso.
  B.   Se apisona el suelo del fondo de la excavación y se incorpora una mezcla de cemento, arcilla y agua (suelo cemento).
C.   Se alisa y se deja secar. Luego se llena con agua.



Fuente: Estanques y jardines acuáticos
Una guía esencial para construir estanques, jardines acuáticos,
 fuentes y cascadas  en el jardín
Martha Álvarez
Editorial Albatros

No hay comentarios:

Publicar un comentario