Buscar en este blog

martes, 29 de octubre de 2013

CACTUS. DIVERSAS ESPECIES. 3

ARTE Y JARDINERÍA DISEÑO DE JARDINES

Tercera parte de especies de Cactus.



GYMNNOCALYCIUM NEOCUMINGII

Tribu de las Céreas - Subtribu de las Equinocactinas

Lugar de origen: En las laderas de la Cordillera de los Andes, en Bolivia y Perú.

Descripción: Esta pequeña especie ha recibido varios nombres y ha planteado más problemas taxonómicos de los que cabría esperar de su simple observación.

En efecto, a partir del inicial Echinocactus de 1843, Britte y Rose la trasformaron en Lobivia, y Backeberg en Spegazzinia, siempre con el nombre específico de cumingii. Apareció posteriormente el nombre específico de neocumingii cuando se pasó al género Weingartia, actualmente abolido, hasta llegar a Gymnocalcyum, hoy considerado válido. Todavía puede encontrarse en algunos textos con alguno de los nombres citados.

La planta posee tallo solitario, globular deprimido, de unos 10 cm de altura y 6 cm de anchura. Las costillas se disponen en número aproximado a 18, formadas por tubérculos en filas espiralazas, cuadrangulares en la parte inferior y aplanadas en la superior, unidos a la base. Las areolas son blanquecinas, con unas 16-20 espinas radiales; las superiores miden 1 cm de longitud y las inferiores son más cortas; las espinas centrales varían entre 2 y 10 y son más robustas. Todas se disponen radialmente y son de color crema, con la extremidad amarilla oscura, aunque las que ocupan la zona próxima al ápice son más oscuras. Las flores nacen lateralmente, a veces en número superior a una sobre la misma aréola, de unos 3 cm de longitud, y de color amarillo más o menos anaranjado.

Cultivo: Resiste temperaturas bajas. La multiplicación se realiza mediante semillas.




GYMNOCALYCIUM NEUMANNIANUM

Tribu de las Céreas.
Subtribu de las Equinocactinas.

Lugar de origen: Norte de Argentina.

Descripción: Esta planta muestra una larga raíz axonomorfa, cónica, estrechada al nivel del cuello que la une al corto tallo globular, que alcanza tan sólo 7 cm de altura, con un diámetro de 5 cm. Las costillas se disponen en número aproximado a 14, con surcos trasversales entre los tubérculos poco sobresalientes y comprimidos, aunque hacia el ápice poseen la base más circular y son poco hexagonales. Las aréolas a nivel del ápice están un poco hundidas, t poseen alrededor de 6 espinas radiales rígidas y agudas proyectadas hacia fuera, de 1,5 cm de longitud; normalmente existe una única espina central, que supera los 2 cm de longitud, y todas ellas son de color pardo oscuro o negro rojizo.

Las flores de 2,5 cm tanto de longitud como de anchura, varían en tonos comprendidos entre amarillo y anaranjado. Existe una variedad denominada aurantia, algo mayor, con la epidermis aterciopelada y de color verde oliva oscuro; las aréolas están recubiertas por un fieltro blanco y presentan sólo 1-4 espinas negras; los segmentos del perianto son rojizos en la parte externa, y anaranjados internamente.

Cultivo: La especie requiere para su cultivo macetas más profundas que anchas, a fin de poder dar cabida a la raíz, y sustrato más poroso para evitar el encharcamiento de agua, que podría provocar su putrefacción. La multiplicación se realiza mediante semillas.




HELIOCEREUS SPECIOSUS

Tribu de las Céreas.
Subtribu de las Cerinas.

Etimología: El nombre deriva del griego hélios, sol, y de Cereus, quizá debido a que sus flores son diurnas y se abren con el sol.

Lugar de origen: México central, junto a la ciudad de México.

Descripción: Esta especie, clasificada en 1803 en el género Cereus por Antonio Cavanilles, director del Jardín Botánico de Madrid, fue trasladada en 1909 por Britton y Rose a un nuevo género por ellos creado.

La planta tiene forma de mata, con los tallos al principio erguidos y después sarmentosos o colgantes; en la Naturaleza también es epífita. El tallo, muy ramificado, puede medir más de 1 metro; rojizo en la parte más joven, se vuelve rápidamente de color verde oscuro, con 3-5 costillas aunque, en general, el número más frecuente sea 4. Las costillas, salientes, son dentadas en correspondencia con las aréolas, anchas y lanosas, distanciadas entre sí 1-3 cm. Las espinas se disponen inicialmente en número de 5-8, pero posteriormente se hacen mucho más abundantes, rígidas y agudas, amarillentas o pardas, de hasta 1,5 cm de longitud.

Las flores miden unos 15 cm, con segmentos del perianto de 8 a 10 cm, numerosas variedades, con flores de distinto color, y a menudo se han cruzado con varios Epiphyllum, obteniendo ejemplares con flores extraordinariamente bellas.

Cultivo: Prefieren la posición a semisombra o con escaso sol, y deben invernar a temperaturas superiores a 10º C. las plantas adultas florecen fácilmente; las flores perduran durante varios días y son perfumadas. La multiplicación es por esqueje.


Fuente: Cactus. Mariella Pizzetti. Editorial Grijalbo





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada